Consejos útiles al comprar una puerta de seguridad

  • Holgura entre hoja y cerco: Esta holgura es el espacio que va a tener el ladrón para introducir una palanca para atacar la puerta. Esta holgura es el espacio entre la hoja y el cerco y tiene que tener entre 3 mm y 5 mm. Cuanto menor holgura, mayor seguridad pero también necesidad de una correcta instalación por parte del cerrajero, para que la puerta cierre correctamente, sin rozamientos.
  • Bisagras de la puerta: Son las que soportan el peso de la puerta, Si son escasas o de mala calidad, es seguro acabará descolgándose y dará problemas al abrir y cerrar. Recomendamos un mínimo de 3 bisagras fijadas a la puerta de forma solida y con rodamiento a bolas.
  • Intercambiabilidad de los tableros: No afecta a la seguridad de la puerta, pero si facilita el mantenimiento y los posibles cambios. Una puerta de seguridad esta concebida para durar muchos años, en ese tiempo podemos sufrir algún accidente como un golpe en la puerta o simplemente cambio de modas y queremos una puerta en otro color, es importante valorar si tiene los tableros intercambiables en el momento de realizar la compra. Si la puerta que adquirimos no tiene paneles intercambiables cualquier cambio o reparación será sustituyendo la puerta o rechapar el tablero ya existente.
  • Instalación de la puerta de seguridad: Es uno de los aspectos más importantes y no solemos darle la misma atención. Es importantísimo contar con profesionales de confianza a la hora de hacer la instalación. La instalación debe considerar la solidez y características del muro y el peso de la puerta y actuar correctamente en cada caso.
1 Comentario